Haciendo clic, acepto que FC ENERGÍA me llame para recibir una oferta comercial. Para más información o ejercicio de mis derechos en la política de privacidad

Papel de aluminio, cartón, papel de cocina… ¿A qué contenedor depositar cada producto?

Reciclado de papel

Desde su comercialización y hasta día de hoy, como podrás imaginar, el consumo de papel y cartón en todo el mundo sigue incrementándose año tras año hasta colocar su demanda mundial en una previsión de hasta 490 millones de toneladas en el ejercicio 2030

Esto equivale a un incremento anual del 1,3% con Asia a la cabeza con el 46% del consumo mundial de papel y cartón seguida de Europa (22%), América del Norte (18%) y América Latina (7%).

Y desgraciadamente ya sabemos lo que estos datos significan… En la actualidad, la industria papelera es una de las mayores destructoras de bosques en el planeta y se estima que hasta el 35% de la madera talada en el planeta se utiliza específicamente para fines de producción de papel.

Además, la industria papelera es una de las más contaminantes por la gran cantidad de energía que requiere, por la alta producción de gases de efecto invernadero que conlleva y por la alta demanda de agua que requiere. Algo por supuesto, totalmente incompatible con la Agenda 2030 sobre el desarrollo sostenible y sus 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que todos deberíamos ya conocer.

Por eso, lo mires por donde lo mires, la realidad es muy clara: el reciclado de papel y cartón es actualmente más necesario que nunca y lo será aún más en el futuro próximo.

Pero, ¿dónde reciclar cada tipo de papel y cartón y cómo saber que estamos acertando con cada uno de los contenedores donde depositarlos? ¿Podemos hacer papel reciclado nosotros mismos en casa?

A continuación te lo explicamos todo y ya verás lo sencillo que es. ¡Adelante! 

¿Dónde reciclar cada tipo de papel?

Tienes que saber que reciclar disminuye en un 35% la contaminación del agua y en un 74% la contaminación del aire, pero sobre todo, lo más importante y lo que hace que realmente estos datos puedan cumplirse, es saber dónde reciclar cada tipo de papel o lo que es lo mismo, reciclar correctamente cada tipo de papel en su contenedor indicado.

Reciclar papel y cartón

El contenedor azul es el contenedor de papel y cartón y en él se se deben depositar:

  • Papel: folios, revistas, periódicos, bolsas de papel, cartas, sobres… 
  • Cartón: cajas de cereales, cajas de zapatos, cartulinas, embalajes… 

Para ello, te aconsejamos que para tu mayor comodidad, metas en una bolsa de papel las hojas, revistas, diarios y cartones más pequeños ya que es importante que el cartón quede lo más plegado posible antes de introducirlo en el contenedor para que de esa manera se pueda introducir la mayor cantidad posible en su interior para su posterior recogida y reciclaje.

Además, en caso de disponer de un gran volumen de estos residuos fruto de una mudanza por ejemplo, podrás reciclarlo en un punto limpio para así no saturar el contenedor azul de tu barrio.

Reciclar papel aluminio

Si lo que quieres es reciclar papel albal, también conocido como papel aluminio o papel de plata, ¡es muy fácil! El papel de aluminio es totalmente reciclable y para ello, debes depositarlo en el contenedor amarillo; sí, el mismo de los envases 😉

Además, como dato, que sepas que para su reciclaje se requiere menos de una cuarta parte de la energía que se emplea para su elaboración inicial y por si fuera poco, puede ser reutilizado un número casi infinito de veces sin que su calidad se vea afectada en lo más mínimo y tras su reciclaje, el aluminio se utiliza para nuevos envases, planchas, piezas de productos de fábricas como coches o maquinaria de muy distinta índole. 

¡Casi nada eh!

Reciclar papel de cocina

¡Ojo! Muy importante este punto así que presta mucha atención si quieres reciclar pero sobre todo, reciclar BIEN.

Uno de los errores más frecuentes es tirar al reciclaje del papel o al contenedor azul las servilletas de papel y los papeles de cocina sucios al igual que los pañuelos utilizados. ¡ERROR! Lo correcto es tirarlos al contenedor de la basura orgánica, ¡siempre!

Eso sí, si está limpio o si se trata del canutillo final de cartón en el cual iba el papel enrollado, puedes tirarlo sin miedo ni remordimientos, al contenedor azul 🙂 

—Y por supuesto, ni que decir tiene, que lo mismo, exactamente, ocurre con el papel higiénico—.

Reciclar papel de manualidades

¿Te lo has estado pasando en grande haciendo manualidades y no sabes qué hacer con el papel sobrante? Reciclar papel de manualidades que no esté manchado, con restos orgánicos o pegamento, por ejemplo, es muy sencillo: mételo todo en una bolsa de papel bien prensado y listo, ¡directo al contenedor azul

Aunque, si te has quedado con ganas de más, un modo súper cool de reciclar papel de manualidades es hacer con ello nuevas creaciones como lámparas, quilling, joyas, marcos de fotos, ¡y mucho más! Investiga porque la moda DIY ¡es infinita! 

Reciclar papel plastificado y reciclar papel de oficina

Si hablamos del papel plastificado, debemos tener muy en cuenta su procedencia y uso anterior y de esta manera sabremos perfectamente dónde reciclarlo. Toma nota:

  • Para reciclar papel plastificado utilizado en carnicerías y pescaderías, siempre debes depositarlo en el contenedor gris.
  • Por su parte, el papel plastificado normal, sin restos, es un 80% papel y un 20% plástico. Por lo tanto, siempre en el contenedor o cubo azul, el de papel y cartón.
  • Y si de reciclar papel de oficina se trata, debes saber que éste suma entre el 60-70% de los residuos generados en una oficina; por ello es imprescindible reciclarlo y hacerlo siempre depositando todo ese material en el contenedor azul.

¿Cómo reciclar el papel en casa?

Antes de nada, un nuevo dato 😉 ¿Sabías que la fibra de celulosa del papel puede volver a utilizarse hasta seis veces? Y lo más interesante aún, ¿sabes que puedes hacer tu propio papel reciclado en casa? Te explicamos cómo reciclar papel en tu propia casa:

  1. Elige el papel que SÍ se puede reciclar como guías telefónicas, sobres, papel de impresión y escritura, catálogos, folletos, listados de ordenador, periódicos, libros, revistas, carpetas o embalajes de cartón. (Pero ojo, nunca utilices papel encerado o parafinado, etiquetas adhesivas, papel higiénico-sanitario, papel de carnicerías y pescaderías, papel o cartón manchados de grasa, papel térmico de fax, fotográfico, tetrabricks, bolsas de plástico, papeles engomados ni papeles de regalo).
  2. Hazte esta lista de materiales: licuadora, agua, trozos pequeños de papel desechable, toallas de papel o toallitas, un rodillo, periódico o cartón, un recipiente de tamaño grande y una malla de alambre o similar.
  3. Recolecta los papeles limpios y sin restos de comida y córtalos en pedazos de pequeño tamaño para ponerlos en remojo en un cubo de agua durante una noche entera.
  4. Coloca dos partes de agua por una de papel en una licuadora y licua hasta obtener un producto con una textura espesa como de salsa.
  5. Extiende bien y uniformemente esta mezcla sobre la malla de alambre y añade, si quieres, algunas flores u hojas secas para darle color e incluso olor.
  6. Con el rodillo, quita el exceso de agua de la masa de papel y con una esponja, sécala y deja que el agua se absorba al completo. 
  7. Coloca un periódico o cartón y girando el alambre, deja que la masa de papel caiga ligeramente sobre esa superficie plana.
  8. Y por último, deja que pase un día y tu papel reciclado y seco, ¡estará listo!

¿Qué hacer además de reciclar para ayudar al medio ambiente? 5 consejos para aplicar a tu día a día.

  1. Reduce al mínimo tu consumo de plásticos.

Y reemplaza éstos por otros artículos reutilizables como una bolsa de tela, tu botella reutilizable o termo o productos de venta a granel y no envasados.

  1. Pinta de color verde tu casa llenándola de plantas.

Como sabes, las plantas absorben el CO2 del ambiente y existen algunas especies como el ficus que incluso llegan a absorber más del 10% en tan sólo 24 horas.

  1. Cámbiate a una compañía que sólo ofrezca luz 100% renovable

Porque con FC Energía, te asegurarás consumir energía proveniente de fuentes naturales que no emiten gases de efecto invernadero a nuestro planeta.

4. Consume más productos de cercanía y de temporada

Compra en las tiendas del barrio, en el mercado de abastos, pregunta a los dependientes qué productos tienen de temporada, y con eso nada más, estarás reduciendo tu huella de CO2 en todo el mundo.

5. En tu próximo viaje, apuesta por el turismo sostenible.

Porque el turismo ya supone un 10% del total de las emisiones de gases en todo el mundo, pero afortunadamente en España, las opciones sostenibles y eco friendly, son infinitas y a cada cual, más interesante.

Y cómo no, sigue férreo en reciclar papel y cartón, envases, vidrios, todo. Porque aunque para ti sea un pequeño gesto por el medioambiente, en la suma de todos está el verdadero cambio contra el cambio climático. 

💚

Noticias relacionadas

Te llamamos

Déjanos tu número y te llamamos en menos de 24h

Genial! Tu teléfono se ha enviado correctamente. En breve recibirás nuestra llamada.